Switch to full style
La guerra en el oeste de Europa
Escribir comentarios

Caen (1). Los Orígenes de la Batalla

Lun Dic 11, 2006 10:50 am

Después de contar las dichas y desdichas de los chicos del Ejército USA, desde Omaha a Bretaña, creo que ha llegado el momento de hacer lo mismo con nuestros primos británicos. :)

La conquista de Caen era una de las prioridades a corto plazo de Overlord, pero sin embargo se convirtió en un dolor de muelas para los mandos aliados, especialmente para el bueno de Montgomery ya que se trataba de un objetivo asignado al Ejército Británico y hallarse en su sector de operaciones. La lucha se dilató mucho más de lo esperado y a un coste desgraciadamente más elevado. Finalmente Caen caería en manos aliadas y, al igual que la campaña original, será largo de contar. Os ruego paciencia, la espera merecerá la pena... espero.

Vamos que nos vamos.

---------------------------------------------------------------------------------------------------

Caen (1). Los Orígenes de la Batalla.

El 7 de Abril de 1944, el General Bernard Montgomery, Comandante del 21ú Grupo de Ejércitos, se reunió con todos los altos mandos relacionados con los próximos desembarcos en Francia para ultimar los planes de invasión. La Operación Overlord, como así se llamó, planteaba que dos Ejércitos Aliados desembarcaran en las costas de Normandía, entre la desembocadura del rio Orne y la Península de Cotentín, para establecer una cabeza de puente que sirviera de base desde la que comenzar las futuras operaciones de avance hacia el interior de Francia. Una de las claves para el éxito de sus planes, tal y como se expuso en aquella reunión, era la captura en el menor tiempo posible de la ciudad de Caen y su vital nudo de comunicaciones férreas y de carretera.

Caen está situada en la rivera del rio Orne, a 12 kilómetros de la costa, y se encuentra unida al mar por el rio y un canal navegable. En 1944 era la capital de la región de Calvados, y se encontraba rodeada de fértiles campos de labor. También existía una gran área industrial en las afueras de la ciudad, en la orilla oriental del Orne, dominada por las gigantescas acerías de Colombelles. Desde Caen se extendía una red de carreteras y ferrocarriles en dirección a la Península de Cotentín y Bretaña por el Oeste, y hacia El Havre, el río Sena y el interior de Francia por el Este. Este nudo de comunicaciones era vital para los planes de expansión aliados desde las playas hacia el interior.

La rápida conquista de la ciudad era uno de los objetivos primarios de las tropas británicas que desembarcaron el Día D. La 3ª División, comandada por el Mayor-General Rennie, desembarcó en la Playa Sword el 6 de Junio de 1944 encabezando la invasión. Posteriormente fue reforzada con los blindados de la 27ª Brigada Acorazada, y se le ordenó avanzar hacia Caen y capturar la ciudad con la mayor rapidez posible, teniendo su flanco derecho protegido por la 3ª División Canadiense que había desembarcado en la Playa Juno.

Imagen
Mapa de las primeras operaciones británicas sobre Caen

Montgomery quería que los puentes de Caen sobre el Orne, en el centro de la ciudad, estuvieran en manos británicas para el final del mismo Día D, pero la 3ª División no pudo acercarse en la fecha prevista a más de 7 kilómetros de su objetivo. La División falló en el intento de tomar un puente que habría permitido un movimiento de flanqueo, y un contraataque alemán llevado a cabo por la 21ª Div. Panzer les forzó a atrincherarse en sus posiciones al Norte de la ciudad, donde permanecerían durante las próximas cuatro semanas.

Desde nuestra perspectiva puede parecer que el plan para tomar Caen con tan sólo una División fuera demasiado ambicioso, especialmente con una Div. Panzer justo al Sur de la ciudad y a unas pocas horas de marcha en dirección al mar. La captura de de Caen se convirtió en algo aún mucho más complicado cuando los primeros refuerzos blindados alemanes que se desplegaron contra los desembarcos lo realizaron en una línea alrededor de la ciudad. La llegada de la 12ª Panzer SS Hitlerjugend, y la Panzer Lehr, ambas bien equipadas y con una excelente moral y tan sólo dos días después de los desembarcos fue el siguiente hecho que demostraba a británicos y canadienses que se encontraban ante una difícil tarea.

Para los dos ejércitos enfrentados la posesión de Caen estaba considerada como la piedra angular de su estrategia en Normandía. Para Montgomery, capturar la ciudad era un prerrequisito ineludible en su avance hacia el Sur, donde podría desplegar sus divisiones blindadas y abrirse camino hacia París y el Sureste de Francia. Este era su plan original ,tal y como se había diseñado antes de la invasión, y hubo de ser modificado conforme sus fuerzas intentaban una y otra vez tomar la ciudad una semana tras otra. Consecuentemente adaptó su estrategia, sugiriendo que los contínuos asaltos sobre Caen amenazaban con romper el frente alemán y forzaban al enemigo a desplazar más y más recursos a su sector del frente, y permitiendo finalmente que el Ejército Norteamericano intentara una ruptura en su sector contra fuerzas mucho más debilitadas.

Montgomery ordenó varias operaciones con el propósito de tomar Caen. El primer intento no fue mucho más sofisticado que una carrera desde las playas. Cuando falló lo intentó enviando una División Acorazada en un movimiento envolvente hacia el Sur de la ciudad para cortar sus líneas de comunicaciones y suministros. Este ataque fue combinado con otro mucho más directo por parte de la División Highlander desde su cabeza de puente al Este del Orne. Ambos fallaron por muy poco en sus objetivos. Montgomery lo intentó una vez más, esta vez con un Cuerpo de Ejército al completo presionando desde el Oeste, pero no tuvo el éxito esperado. La siguiente operación fue un asalto por parte de tres divisiones directamente contra el centro de la ciudad y por la ruta más corta, apoyadas por el Bomber Command de la RAF. Caen fue reducida a escombros, y aunque el centro de la ciudad fue tomado y asegurado, los objetivos clave, los puentes sobre el Orne, permanecieron en manos alemanas. Tomar finalmente la ciudad costó emplear tres divisiones acorazadas, tres divisiones de infantería y varias brigadas, además del apoyo de los bombarderos y caza-bombarderos de la RAF y la USAF. Las fuerzas británicas desde el Este y las canadienses desde el Oeste rodearon Caen y expulsaron a los alemanes de la ciudad por completo, abriendo las finalmente las carreteras hacia el interior. Caen fue una victoria pírrica a costa de unas bajas considerables, una ciudad completamente arrasada y los panzer enemigos aún moviéndose en el Sur, bloqueando a Montgomery en su camino hacia la llanura de Falaise.

Continuará….

Copyright Osprey Publishing.

Lun Dic 11, 2006 10:51 am

El pregunton ataca de nuevo.

Apuntas que Caen era de vital importancia para el avance hacia el sur.
¿No habria sido mas rentable y asfixiante para los alemanes rodear la ciudad y formar una bolsa como en Stalingrado, o como la que se formo mas adelante en Falaise?
Espero el desarrollo de las acciones de Monty (del cual no soy muy partidario, despues de lo de Arnhem)

Seguimos en el frente... a ver por donde sale :wink:

Lun Dic 11, 2006 10:51 am

Bueno, lo de rodear Caen no es tan fácil.

Se intentó en varias ocasiones, con ataques que raramente eran directos, sino más bien intentos de flanqueo más o menos alejados del frente principal. Pero el problema en esos casos era muy parecido a un ataque frontal:

- El terreno favorecía al defensor (descaradamente). Cuando los alemanes intentaron contraatacar (como en Mortain) se encontraron con el mismo problema: sus carros eran destruidos por todo tipo de armas ocntracarro y el avance se paralizaba.

- El frente era demasiado estrecho como para lanzar operaciones envolventes amplias. Poca diferencia había entre atacar en la cabeza de puente aerotransportada o en los arrabales de Caen: el frente alemán era continuo, con defensas en profundidad, y cualquier ataque se acababa encontrando con los mismos problemas. Además, cualquier maniobra descuidada podría ofrecer un flanco al enemigo y permitir un peligrosísimo contraataque.

- No olvidemos la situación estratégica: la de los alemanes era mala, pero la inglesa (aliada) aún peor: en una cabeza de puente con una mínima profundidad, en al que apenas se podían establecer aeródromos ya que estaba casi toda dentro del alcance de la artillería pesada, dependiendo de suministros desembarcados en las playas. La cabeza de puente era tan pequeña que estaba saturada y cualquier movimiento producía tremendos atascos (como en Godwood). E, insisto, cualquier revés que diese una oportunidad a un contraataque germano podría acabar con los Panzer rodando por la playa y en un desastre… como estuvo a punto de ocurrir en Salerno y en Anzio.

- Los ingleses tenían muy poca superioridad: precisamente para evitar un contraataque alemán Montgomery siguió una táctica costosa y desagradable, pero efectiva: lanzar ataques continuos, desde el primer día, aunque fuese con medios muy limitados. Eso ponía a los alemanes en una disyuntiva: o comprometían sus unidades móviles en la defensa, o cedían terreno, ya que no podían desplazar infantería a la suficiente velocidad.

En esa situación las maniobras de gran estilo son muy difíciles: faltaba el espacio, y los medios. Cierto que Montgomery no estuvo en su mejor momento, pero los ataques que lanzaba obligaron a los alemanes a desgastar sus unidades acorazadas, a desplazarlas al lado Este de la bolsa, hasta que el frente se rompió en Arranches.

Saludos

Lun Dic 11, 2006 10:52 am

Buenas.

Más o menos, como apunta Domper y por los detalles que más tarde veremos, la toma de Caen fue un dolor de muelas (o peor y más abajo) por diversos motivos. También se intentó un ataque de flanqueo en dirección sur, como sugieres, y también falló.

Entre que Monty no era el Duke de Wellington y que el terreno favorecía a los defensores, la cosa se dilato bastante.

Paciencia, que es la madre de la ciencia, esta noche más. :wink:

Saludos.

Lun Dic 11, 2006 10:52 am

Eso del Duke de Wellington va con segundas? :wink:

Simplemente hacia un ensayo de guerra ficcion, que siempre es instructiva y esclarecedora. Gracias, Domper por la aclaracion, y Miller, cuando puedas ¡Que empieze el baile!

Seguimos en el frente...
Escribir comentarios