Publicado: Lun Dic 11, 2006 10:51 am
por Domper
Bueno, lo de rodear Caen no es tan fácil.

Se intentó en varias ocasiones, con ataques que raramente eran directos, sino más bien intentos de flanqueo más o menos alejados del frente principal. Pero el problema en esos casos era muy parecido a un ataque frontal:

- El terreno favorecía al defensor (descaradamente). Cuando los alemanes intentaron contraatacar (como en Mortain) se encontraron con el mismo problema: sus carros eran destruidos por todo tipo de armas ocntracarro y el avance se paralizaba.

- El frente era demasiado estrecho como para lanzar operaciones envolventes amplias. Poca diferencia había entre atacar en la cabeza de puente aerotransportada o en los arrabales de Caen: el frente alemán era continuo, con defensas en profundidad, y cualquier ataque se acababa encontrando con los mismos problemas. Además, cualquier maniobra descuidada podría ofrecer un flanco al enemigo y permitir un peligrosísimo contraataque.

- No olvidemos la situación estratégica: la de los alemanes era mala, pero la inglesa (aliada) aún peor: en una cabeza de puente con una mínima profundidad, en al que apenas se podían establecer aeródromos ya que estaba casi toda dentro del alcance de la artillería pesada, dependiendo de suministros desembarcados en las playas. La cabeza de puente era tan pequeña que estaba saturada y cualquier movimiento producía tremendos atascos (como en Godwood). E, insisto, cualquier revés que diese una oportunidad a un contraataque germano podría acabar con los Panzer rodando por la playa y en un desastre… como estuvo a punto de ocurrir en Salerno y en Anzio.

- Los ingleses tenían muy poca superioridad: precisamente para evitar un contraataque alemán Montgomery siguió una táctica costosa y desagradable, pero efectiva: lanzar ataques continuos, desde el primer día, aunque fuese con medios muy limitados. Eso ponía a los alemanes en una disyuntiva: o comprometían sus unidades móviles en la defensa, o cedían terreno, ya que no podían desplazar infantería a la suficiente velocidad.

En esa situación las maniobras de gran estilo son muy difíciles: faltaba el espacio, y los medios. Cierto que Montgomery no estuvo en su mejor momento, pero los ataques que lanzaba obligaron a los alemanes a desgastar sus unidades acorazadas, a desplazarlas al lado Este de la bolsa, hasta que el frente se rompió en Arranches.

Saludos